Blue Nature  
Birding and nature tours

Acuáticas y esteparias del sureste

Precio*

Horario**

Fecha**

26€ por persona

Inicio 08.00 - Fin 13.00 aprox.

Miércoles 10 de noviembre

Qué incluye

Qué no incluye

Especies posibles

- Transporte en furgoneta
- Medidas prevención COVID
- Guía ornitológico
- Seguro RC y accidentes
- IVA

- Comidas
- Bebidas

Porrón moñudo, cuchara común, avefría, agachadiza, martín pescador, garza real, rascón, avutarda, sisón, calandria, grulla, esmerejón, milano real, cernícalo vulgar, alcaudón real, etc.

* Grupos reducidos: entre 3 - 7 participantes.
** Puede sufrir modificaciones

Invernada de anátidas y bandos de esteparias

Durante los meses otoñales, recibimos en el centro peninsular y otras muchas regiones de Iberia, grandes bandos de aves acuáticas que llegan para ocupar los humedales y aprovechar que en nuestra región el invierno es más suave. Mientras, en el otro extremo, las llanuras y estepas  viven un momento de humedad y abundancia, pero también de peligros, por ello las aves que viven allí se protegen de los posibles amenazas juntándose en bandos.

Estos curiosos comportamientos ocurren año tras año al llegar estas fechas. Por eso, noviembre, es un mes muy bueno para la observación de aves acuáticas y esteparias.

Machos de cerceta común

Martín pescador

Las vastas extensiones de cultivos presentan, por estas fechas, un intenso color verde, dejando lejos la seguía y el calor que tanto castiga estos ambientes durante el estío. Durante el otoño y el invierno podemos encontrar bandos de avutardas y sisones atentos siempre a los posibles peligros. Además de perdices, avefrías, y un sinfín de aláudidos aprovechan que los días duros del invierno aún quedan lejos.

Mientras, los ríos llenan las lagunas con las aguas de las primeras lluvias y las acuáticas como cercetas, silbones o cucharas, se concentran en los humedales y sus alrededores, descansando y preparándose para el invierno.

Realizaremos una excursión de media mañana a dos de los ecosistemas más importantes para las aves durante los meses del otoño. Ambientes que surten de recursos y lugares de refugio a muchas aves. Comenzaremos en los humedales, buscando al porrón moñudo y a la cerceta, típicos de estas fechas, aunque el porrón europeo, la cuchara común y el ánade friso también llenan la superficie de las lagunas. Aunque no son anátidas, fochas, zampullines, somormujos, calamones, cormoranes, enormes bandos de gaviotas, garzas y rascones también merodean el humedal. En los sotos y la vegetación palustre, aves como el martín pescador y el pájaro moscón se mueven a sus anchas. Con mucha suerte podremos localizar también al cada vez más escaso escribano palustre.

Tras la visita a los humedales y su diversidad, pondremos rumbo a las zonas de cultivos, donde las cogujadas, las alondras y sobre todo las calandrias, forman enormes bandos perseguidos, en muchas ocasiones, por una rapaz peculiar y típica de estas fechas, el esmerejón. No estará solo, pues el aguilucho pálido, llegado en estas fechas junto con ratoneros, milanos, cernícalos y algún aguilucho lagunero, también campean en busca de presas.

Los fringílidos, los escribanos trigueros y los estorninos, tanto pintos como negros, se agrupan también en los  bordes del camino y en las zonas donde abunda el alimento. Tampoco será difícil encontrar algún bando de grullas en migración.

Macho de esmerejón

Será una mañana magnífica para poder comprobar lo cambiantes que son estos ambientes dependiendo de la época del año y lo importantes que son a nivel internacional para conservar especies tan sensibles como estas.

Detalles y recomendaciones

- Calzado y ropa apropiados para la época. 
- Material óptico (telescopio muy recomendable). 
- Consultar la meteorología.
- Leer detenidamente la información de la excursión.
- Las reservas deben hacerse al menos con 7 días de antelación.

Bando de sisones

Si tienes cualquier duda o consulta, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. 
Contactaremos contigo tan pronto como sea posible.